Limpieza con chorro de arena Barcelona

Limpieza de superficies: chorro de arena

El chorro de arena es un método de trabajo profesional de limpieza de superficies. Consiste en la expulsión de arena a presión para que, con su textura granulada, limpie, lije y elimine los distintos residuos alojados en la superficie que se debe tratar.

Se puede aplicar en fachadas y otras superficies de hormigón o piedra (y cualquier otro material con el que se construyen las fachadas), pero también en las superficies metálicas.

Este método de limpieza es muy recomendado ya que no daña las superficies, ni siquiera las más delicadas como podrían ser la madera o el vidrio. De hecho, no se corre ningún riesgo y la calidad de la limpieza es inmejorable.

Si tienes que encargarte de la limpieza de superficies, el chorro de arena es la solución.

Métodos alternativos de limpieza al chorro de arena

Estos métodos de limpieza de superficies sirven para completar o mejorar los resultados del chorro de arena o, simplemente, para hacerse cargo de casos más específicos.

Chorreados abrasivos anti-óxido

El chorreado es un método de trabajo que consiste en la propulsión de un chorro de agua, de áridos o una corriente de aire con una fuerza tal que es capaz de desincrustar los restos de diversas superficies.

En el caso de los chorreados abrasivos anti-óxido, lo que buscamos es que la arena elimine y prevenga el óxido de las superficie, que elimine los elementos que favorecen su aparición o que aumente la resistencia de la superficie metálica a la corrosión.

Chorreados comerciales y ligeros

Los chorreados comerciales y ligeros es una versión light del chorreado, ideal para negocios en funcionamiento que trabajan cara al público y que llevan un mantenimiento más o menos adecuado de las instalaciones, por lo que no necesitan una desincrustación tan extrema como podría ser en otros casos.

Aplicación de pinturas anti-graffitis Barcelona

Chorreado con agua para la pintura doble

En el caso del chorreado con agua para la pintura doble, el agua a presión es, a menudo, la mejor opción para limpiar una superficie pintada que sólo necesita otra capa de pintura. Puedes mezclarla con arena, consiguiendo verter un lodo más abrasivo o simplemente valerte de la presión del agua. Esto dependerá de las necesidades de la superficie.

Limpieza con cepillos de disco para los residuos

Los cepillos de disco eliminan toda clase de residuos escondidos en los rincones más inhóspitos. Realmente realizan una especie de pulido de la superficie, por lo que después se requiere de una buena sesión de aspirado, para eliminar todo el polvo levantado, y un trabajo considerable de limpieza.

Limpieza con disolventes

Si tenemos un trabajo de pintura bueno y que deseamos mantener pero requiere de un retoque pequeño, lo ideal es utilizar disolventes de limpieza a pequeña escala, ya que los disolventes son mucho más fáciles de aplicar y la superficie cuya pintura se ha de disolver es más fácilmente controlable.

Puesto que este tipo de limpieza y adecuación de superficies pre-pintado con chorro de arena u otro método, siempre tiene que realizarse por un profesional, en Kzen Point te recomendamos que acudas desde un principio a una empresa especializada como la nuestra para que te asesoremos adecuadamente, ofreciéndote el servicio que más se adecue a tus necesidades.

¡Compártelo!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on TumblrShare on RedditShare on StumbleUponEmail this to someone

Escribe un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>